El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, se reunió con los líderes turco, Recep Tayyip Erdogan, e iraní, Hasán Rohaní, tras su llegada a Kazajistán, donde participará en la cumbre de la Organización para la Cooperación Islámica (OIC).

Maduro llegó en la noche de este viernes a la capital kazaja y fue fue recibido por el presidente del país centroasiático, Nursultán Nazarbáyev, según informaron medios locales.

“Estamos trabajando en varias direcciones: fortalecer el movimiento de países no alineados”, dijo el mandatario venezolano.

Además, tiene previsto entrevistarse en las próximas horas con representantes de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) y de otros productores que no forman parte de la Organización.

Maduro presentará en Astaná propuestas sobre la fijación del precio del petróleo, de cara a la cumbre de la OPEP del 22 de septiembre en Viena, en la que la organización podría prorrogar la decisión tomada en diciembre de recortar la producción para incrementar los precios del crudo.

Invitado a la cumbre de la OIC en calidad de presidente del Movimiento de Países no Alineados (NOAL), Maduro dijo que el objetivo de su visita es fortalecer un “diálogo de civilizaciones” y “diversificar” las relaciones económicas de Venezuela.